Pedal de freno: Comprobaciones del pedal

Comprobaciones del pedal de freno

Comprobaciones del pedal de freno

El pedal debe mostrar un accionamiento suave durante su funcionamiento y ha de retornar a la posición de reposo rápidamente sin ruidos o fricciones. Al presionar fuertemente el pedal debe mostrar un tacto sólido y firme, sin variaciones ni alargamiento del recorrido al mantener la presión. En caso de mostrar un comportamiento defectuoso, se realizarán las siguientes comprobaciones:

Comprobación del eje del pedal

En caso de mostrar un accionamiento duro o quedarse bloqueado, se comprobará el juego lateral del eje de pivote del pedal de freno y de manera visual el estado de los casquillos. Este síntoma también puede estar provocado por un servofreno o bomba defectuosos, por lo cual se deberá aislar el pedal del resto del conjunto de accionamiento para verificar su estado.

Comprobación de la altura del pedal

La verificación del recorrido del pedal debe comenzarse por su posición de reposo y altura. Normalmente dicha medición se realiza entre la superficie de accionamiento del pedal de freno y la superficie del panel del suelo del vehículo, por lo que es necesario retirar la moqueta y los paneles aislantes de la zona. En caso de no encontrarse entre las cotas marcadas por el fabricante, se realizará el ajuste oportuno regulando la longitud del vástago de empuje.

Medición de la altura del pedal de freno
Medición de la altura del pedal de freno

Comprobación de juego libre del pedal

Este juego corresponde a una distancia comprendida entre 1 y 6 mm y es necesario para asegurar que el circuito de frenos permanezca completamente inactivo (libre de presión) cuando no es accionado. Para realizar la medición es necesario que no exista vacío en el servofreno, por lo que con el motor parado se pisará el pedal repetidas veces hasta que se perciba cierta resistencia. Una vez eliminado el vacío, medir la distancia que recorre la parte superior de la almohadilla desde su punto de reposo hasta el momento en el que es necesario ejercer una presión significativa para continuar el recorrido.

Si no existe juego libre quiere decir que el pedal no puede retroceder por completo, por lo que la presión hidráulica creada durante la frenada no será debidamente liberada, provocando un sobrecalentamiento de los componentes y un desgaste excesivo de los elementos de fricción. La falta de juego puede deberse a un mal posicionamiento del interruptor de las luces de freno, por lo que se procederá a verificar la holgura de dicho elemento.

En caso de un excesivo juego libre del pedal, la longitud de la carrera efectiva sería menor, pudiendo disminuir la eficacia de frenado. En este caso, la comprobación a realizar será el desgaste del eje de pivote y el estado del soporte del pedal de freno.

Medición del juego libre del pedal de freno
Medición del juego libre del pedal de freno

Comprobación de la distancia de reserva del pedal

Esta distancia debe ser suficiente para compensar el desgaste de los elementos del sistema de frenado. La medición se realizará con el motor arrancado a la vez que se acciona el freno con fuerza. Manteniendo el freno aplicado, se mesurará la distancia existente entre la superficie del pedal de freno y la superficie del panel del suelo del vehículo.

En caso de ser menor a la especificada es necesario hallar la avería en el circuito de frenos. Un ejemplo de dicho síntoma es la localización de aire en el interior de las canalizaciones del circuito.

Medición de la distancia de reserva del pedal de freno
Medición de la distancia de reserva del pedal de freno

La toma y resultados de las medidas puede variar en función del fabricante. Para un correcto procedimiento consulte el manual de reparación del vehículo.