Trabajos en el sistema de frenado del Renault Zoe

Trabajos en el sistema de frenado del Renault Zoe

Al igual que ocurre en vehículos híbridos, parte del frenado del vehículo se realiza mediante la frenada regenerativa, dónde el motor eléctrico (único elemento propulsor en este caso) revierte su función y se transforma en un generador de corriente. De igual manera, este tipo de frenada es capaz de reducir significativamente la velocidad del vehículo, pero no de detenerlo.

Para mantener una conducción similar a los vehículos tradicionales, Renault opta por emplear el pedal de freno como elemento de mando para la frenada regenerativa y para la frenada convencional. Esta configuración obliga a modificar el sistema de frenado, sustituyendo el servofreno y la bomba de freno convencionales por lo que la marca llama un "sistema de pedal desacoplado". Este sistema lo forman los siguientes componentes:

Bomba de frenos

Está dividida en dos partes; una primera parte formada por el simulador de fuerza, el depósito de presión y el sensor de recorrido del pedal, y una segunda formada por una bomba de frenos doble. El primer tramo se encarga de ofrecer en el pedal un tacto similar al de un sistema de frenado convencional, sin llegar a accionar propiamente el sistema hidráulico, mientras que en la bomba de frenos doble es dónde se genera la presión hidráulica necesaria para desplazar los émbolos de las pinzas cuando se detecta una frenada más intensa.

Componentes de la bomba de freno
Componentes de la bomba de freno

No se dispone de despiece de dicho elemento, por lo que en caso de avería de alguno de sus componentes, es necesario sustituirla por completo.

Unidad de ABS

Está formada por una unidad de mango, el grupo hidráulico dónde se ubican las válvulas para el ABS, una bomba eléctrica encargada de generar presión hidráulica que junto con el acumulador de presión sustituye la función realizada por el servofreno. La unidad de ABS es también quien controla el porcentaje de freno regenerativo.

Despiece de la unidad de ABS
Despiece de la unidad de ABS

Mantenimiento del sistema de frenado

Sustitución de las pastillas de freno

La sustitución de las pastillas se realiza de igual forma que en un sistema de frenado convencional, siendo necesario el útil específico para retroceder los émbolos de las pinzas de freno. Una vez sustituidas, se aproximarán las pastillas a los discos pisando repetidamente el pedal de freno.

Sustitución o purga del líquido de frenos

Para el Zoe, Renault recomienda la sustitución del líquido en su mantenimiento programado cada 120.000 km o 4 años, siendo el fluido empleado DOT 4, ISO CLASS6 con norma Renault 03-50-006.

Para realizar la purga o sustitución del líquido de frenos, es necesario emplear una máquina de diagnosis adecuada (donde poder acceder a los menús de sustitución y purgado), además del útil de purgado por presión. El procedimiento a seguir es:

  1. Rellenar el depósito del útil de purgado con 3 litros.
  2. Conectar la máquina de purgado a la batería y a la rueda de purgar, seleccionar la presión de purgado entre 1,5 y 2 bares.
  3. Retirar el freno de estacionamiento.
  4. Dar contacto.
  5. Acceder con el útil de diagnosis al menú de purgado o sustitución y seguir los pasos indicados.

En caso de que el útil no indique el orden de purgado, el fabricante marca el siguiente:

  1. Rueda delantera izquierda.
  2. Rueda delantera derecha.
  3. Rueda trasera izquierda.
  4. Rueda trasera derecha.
Purgado del circuito del pedal desacoplado

Durante la purga del pedal desacoplado puede producirse la descarga de la batería de 12 Voltios, afectando al proceso de purga del mismo. Para evitar dicho fenómeno, conectar la batería a un cargador durante toda la operación. Una vez conectada, seguir el siguiente procedimiento para mantener el vehículo con tensión de batería después de contacto:

  1. Insertar la tarjeta en su lector.
  2. Posicionar la palanca de cambios en posición P.
  3. Pulsar y mantener pulsado el botón de marcha y parada durante al menos 5 segundos.
  4. Realizar el purgado del pedal desacoplado.
Proceso de forzado del vehículo a alimentación tras contacto
Proceso de forzado del vehículo a alimentación tras contacto

Una vez realizado el purgado, es necesario realizar la siguiente operación para evitar un fallo en el sistema de frenado debido a un recorrido del pedal excesivo, con la consiguiente activación del testigo de avería. La operación a realizar es la siguiente:

  1. Subir a bordo del vehículo.
  2. Cerrar las puertas y bloquear el vehículo a través del botón de la llave.
  3. Esperar por lo menos dos minutos para que se apague la unidad de gestión de los frenos. No utilizar consumidores eléctricos durante este tiempo.
  4. Accionar el pedal de freno hasta que su tacto sea correcto.

Otros vehículos eléctricos como el Nissan Leaf de segunda generación (fabricado a partir de 2017), el BMW i3 o todos los modelos del fabricante Tesla realizan el control del frenado regenerativo a través del pedal acelerador, por lo que el sistema de frenos sustituye únicamente el servofreno por un motor eléctrico y un acumulador de presión. Asimismo, el mantenimiento del mismo es igual al de otros vehículos convencionales.